Toda la información de la muerte del Samsung Galaxy Note 7 y sus consecuencias

Pocas semanas han bastado para que el Samsung Galaxy Note 7, el que iba camino de convertirse en el mejor smartphone fabricado hasta la fecha, pase de ser el rey de los smartphones a quedar enterrado entre sus propias cenizas, nunca mejor dicho. Y es que los continuos problemas con el Note 7 han obligado a Samsung a detener su fabricación. Aquí te contamos todo lo que sabemos acerca de esta posible muerte de un tope de gama y sus posibles causas. 

Samsung Galaxy Note 7, el smartphone casi perfecto se ha convertido en una pesadillaSamsung Galaxy Note 7

El 2 de agosto Samsung presentó el que se convertiría en el mejor smartphone fabricado hasta la fecha. Con un producto que se vendía por si solo Samsung empezó a distribuirlo el 19 de agosto. Pero pocos fueron los días que pasaron hasta que empezaron a aparecer las primeras noticias de que los terminales de la surcoreana empezaban a arder de manera insólita. El 2 de septiembre, Samsung ordenó la revisión de las 2,5 millones de unidades vendidas hasta la fecha, unos modelos que estaban siendo reemplazados por otra hornada supuestamente segura, dicha hornada libre de fallos era identificada por tener un cuadrado negro en la etiqueta de la caja y el icono de la batería verde.

Dicha hornada empezó a salir entre el día 22 y 23 de septiembre, por lo que las personas que adquirían el terminal pasadas esas fechas se supone que estaban libres de los fallos. Tras haber reemplazado más de un millón de terminales defectuosos en Estados Unidos, los problemas volvían a aparecer, y las noticias de los Note 7 reemplazados no tardaron en ser protagonistas.

Samsung Galaxy Note 7

Tras haber registrado 8 casos de Note 7s (reemplazados) incendiados, Samsung comunicó que aminoraba el ritmo de producción de los Note 7, para así poder asegurarse de que los terminales pasen por procesos de seguridad más exhaustivos. Pocas horas después se lanzaba un comunicado especial en el que aseguraban haber paralizado la producción del Note de manera indefinida, al mismo tiempo que el smartphone era descatalogado y retirado como buque insignia de las páginas web de Samsung, dejando como protagonista al Galaxy S7 Edge.

Como resultado de todo esto el Samsung Galaxy Note 7 ha explotado 112 veces en el escaso mes que lleva en las tiendas y bolsillos de los consumidores. Exactamente han sido 92 incidentes en EEUU, más o menos unos 17 en Corea, 1 en Taiwan2 en Australia.

Samsung Galaxy Note 7

Además la surcoreana pedía a todos aquellos poseedores de un Samsung Galaxy Note 7, ya sea de la antigua como de la nueva remesa, que devuelvan el terminal; por el cual recibirán el importe integro que pagaron en su momento o podían cambiar el terminal por el S7 o S7 Edge aportando la diferencia de dinero.

Si tienes un Note 7 deberías devolverlo, y este es el método

Desde Samsung han lanzado un comunicado en donde piden a los propietarios de un Note que lo apaguen, no lo vuelvan a encender y lo devuelvan de manera inmediata. Para ello han creado un kit de devolución el cual incluye desde una caja antincendios, hasta unos guantes de látex.

Samsung Galaxy Note 7

Los chicos de XDA Developers han recibido una de estas y han realizado un unboxing. Al ver el contenido del kit para devoluciones del Note 7 entendemos realmente la preocupación de Samsung por sus clientes y su seguridad.

El usuario poseedor de un Samsung Galaxy Note 7 tendrá que hacer uso del kit de la siguiente manera:

  1. Colocar el móvil dentro de una funda antiestática.
  2. Esto lo coloca dentro de una pequeña caja.
  3. Esta caja dentro de otra caja.
  4. Y esta caja dentro de la caja a prueba de incendios.
  5. Después esta caja en una última caja que será la que las personas manipulen.

En la caja además se adjunta un manual de instrucciones y unos guantes de seguridad para poder manipular el dispositivo.

Pero… ¿por qué ‘explotan’ las baterías?

La ciencia que escoden las baterías es simple, por lo que es fácil de entender por que se incendian. Las baterías de iones de litio están formadas por paquetes de celdas, en donde encontramos un líquido altamente inflamable. Si la lámina que separa el lado positivo del negativo se punzan o deterioran, el punto de punción se convierte en el camino con menor resistencia; por donde circulará la electricidad provocando un cortocircuito (debido a que la electricidad ha encontrado un ‘camino más corto por el que viajar’, de ahí el nombre ‘cortocircuito’).

Samsung Galaxy después de la explosión de su bateria

Al calentarse el electrolito líquido en ese punto, el líquido se calienta lo suficientemente rápido pudiendo llegar a explotar la batería. Sin embargo el Samsung Galaxy Note 7 no sería el primer teléfono en arder ni el primero en ser retirado. En 2009 Nokia se vio obligada a retirar 46 millones de baterías de teléfonos que estaban en peligro de cortocircuito.

Hemos sabido durante años que las baterías de iones de litio representan un riesgo, pero la industria de la electrónica sigue utilizando la fórmula inflamable porque las baterías son mucho más pequeñas y más ligeras que las químicas menos destructivas. Las baterías de litio suponen un aporte, para bien o para mal.

El ‘peculiar’ diseño del Note 7 podría ser el culpable de las explosiones

Samsung Galaxy Note 7 destripado

Desde la llegada del Galaxy S6, Samsung ha ido afinando aún más su diseño; llegando casi a la perfección con el Note 7. Si recordamos el phablet de Samsung cuenta con un diseño único, en donde su parte trasera cuenta con la misma curvatura que su parte delantera; haciéndolo perfectamente simétrico. Esto supone que su pantalla esta curvada, algo que no había sido ningún problema para Samsung hasta ahora.

Debido a la simetría del diseño, la curvatura de la pantalla del Samsung Galaxy Note 7 es mucha más pronunciada que los anteriores dispositivos de Samsung con la pantalla curva. Este ‘nuevo’ diseño habría obligado a Samsung SDI, el proveedor de las baterías, a ‘apretar’ al máximo los componentes internos, en donde tenía que haber espacio suficiente para una batería de 3500 mAh, el S-Pen y el resto de componentes; todo esto en un cuerpo especialmente fino.

Diseño de la pantalla del Samsung Galaxy S6 Edge, S7 Edge, Note 5 y Note 7

Para lograr apretujar los componentes Samsung SDI se vio obligada a unir excesivamente las placas de aislamiento que separan el ánodo del cátodo de la batería, lo que significa que la presión que soportan las placas de aislamiento es superior a la que de normal soportan dichas placas. A esto hay que sumarle el hecho de que el espacio en el que se coloca la batería es demasiado pequeño, por lo que la batería se introdujo en el chasis un poco ‘apretujada’, aumentando aún más la presión.

Y finalmente la ‘especial’ curvatura de la pantalla hacia que el espacio dentro del dispositivo fuera inexistente, ya que en el momento de sellar el teléfono, resistente al agua, los bordes de la pantalla apretaban la batería. Dando lugar así a una posibilidad muy alta de colapso bajo presión, para finalmente acabar con un cortocircuito y posteriormente ver los Note 7 ardiendo.

Pruebas de los problemas de baterías del Samsung Galaxy Note 7

Este problema que tuvo Samsung SDI, el primer proveedor de baterías, es el mismo que luego tuvo ATL, el segundo proveedor. Por lo que creemos que el comunicado en el que Samsung afirmaba que las baterías fabricadas por SDI eran defectuosas era falso, y el problema erradicaba en el diseño y construcción del Samsung Galaxy Note 7. Recordemos que el Note 7 incorpora una batería de 3500 mAh, mientras que su anterior Note, el Note 5, incorporaba una batería de 3000mAh y su rival, el iPhone 7 Plus una batería de 2900mAh. 

A Samsung le ha salido el tiro por la culata

Samsung siempre ha presentado su familia Note en septiembre, durante el IFA de Berlín. Pero desde el Note 5 su presentación se ha visto adelantada unos días. Los rumores decían que adelantar la presentación era para lanzar el buque insignia antes que Apple, y así ganarles terreno. Con el Note 5 no les salió mal, pero con el Note 7 sí.

Samsung Galaxy Note 7

Según fuentes cercanas a Samsung, las noticias de un iPhone 7 ‘aburrido’, sin muchas novedades y con un diseño prácticamente igual fueron muy bien recibidas en Samsung; y fue motivo suficiente para acelerar el desarrollo del Note 7. Dichas fuentes también comentan que Samsung presionó a empleados y proveedores a cumplir con plazos de entrega muy ajustados. 

Los proveedores se encontraban bajo mucha presión, a pesar de que el teléfono incorporaba importante novedades como el lector de iris, una batería que se carga más rápido, resistencia al agua, una diseño ‘diferente’, etc. Incluso algunos trabajadores de Samsung empezaron a dormir en la oficina, para evitar la pérdida de tiempo en el desplazamiento. En palabras de Bloomberg:

“Cuando las primeras versiones del Note pasaron por las manos de un selecto grupo de altos directivos, estos comentaron con entusiasmo las mejoras y alabaron el trabajo de los demás. Si Apple no iba a ofrecer a los consumidores algo emocionante, Samsung sin duda lo haría.

Con el presidente Lee en el hospital, el Lee más joven y el vicepresidente G. S. Choi se reunieron con Koh [jefe de la división de móviles] y ejecutivos de otras filiales de Samsung, que hacen semiconductores, paneles de vidrio y baterías. Siguieron adelante con una serie de nuevas características que habían estado en los planes de la compañía, incluidos una pantalla y un lápiz mejorados, y luego aprobaron una fecha de lanzamiento 10 días anterior a la del año pasado.”

Koh Dong-jin, presidente de Samsung Electronics Mobile

Dichas prisas conllevaron a lanzar un producto no acabado del todo, o no testado al completo; provocando las posteriores explosiones por el fallo en el diseño del cual hablábamos anteriormente. El ansia de vender más dispositivos que Apple llevó a Samsung a cometer errores, los cuales le han costado y le costarán muy caro, e irónicamente los problemas del Note 7 han ayudado a Apple a vender más iPhones 7 y 7 Plus, y no al revés; como Samsung quería que fuera.

¿Cuánto le costará todo esto a Samsung?

Las noticias de los Samsung Galaxy Note 7 explotando han sido un duro golpe para Samsung. La surcoreana calculaba que obtendría unos ingresos por ventas de más o menos unos 44.000 millones de dólares, pero tras la actualización la cifra se reduce hasta los 42.000 millones de dólares, 2.000 millones de diferencia. En términos de beneficios operativos, Samsung pasa de casi 7.000 millones de dólares a unos 4.633 millones. Eso significa que la compañía surcoreana dejará de ganar unos 2.300 millones de dólares, un tercio de los beneficios esperados, por culpa del Note 7 y sus explosiones.

Samsung Galaxy Note 7

A esto hay que añadirle el coste del recall (envíos, incentivos, etc.) y de los ingresos perdidos por los terminales que se esperaban vender, unos 20 millones son los que había calculado Samsung. Samsung también ha reflejado el dinero perdido en la compra de componentes para fabricar el Samsung Galaxy Note 7 y que, con la fabricación parada, ya no va a utilizar. Un analista de HMC Investment Securities Co asegura que los problemas del Samsung Galaxy Note 7 se llevarán por delante casi todos los beneficios previstos para la división de móviles de Samsung de este trimestre.

Se esperaban unos beneficios operativos de unos 2.400 millones de dólares, los cuales se han visto reducidos a poco más de 267 millones. Según analistas la cifra entre pérdidas por el recall y las ventas perdidas a lo largo de la vida útil del Note 7 podría acercarse a los 17.000 millones de dólares. 

Los problemas del Samsung Galaxy Note 7 están beneficiando a Apple, Google y Huawei

Como era de esperar, quien realmente se está beneficiando de los problemas de Samsung es Apple, Google y Huawei, entre otros. Las explosiones de los phablet de la surcoreana se han convertido en un gran empujón para Apple y su iPhone 7 y 7 Plus y para Google con su Pixel y Pixel XL. 

Un estudio realizado por la consultora KGI afirma que las grandes beneficiadas son Apple y Huawei, en donde la compañía de la manzana mordida se llevaría al 50% de los usuarios del Samsung Galaxy Note 7. Esto supondría que entre 5 y 7 millones de entusiastas del Note 7 estarían, o ya lo habrían hecho, en camino de adquirir un iPhone 7, aunque también afirman que el modelo estrella sería el iPhone 7 Plus, debido a su doble cámara.

Google Pixel XL vs iPhone 7 Plus

Otro gran beneficiado del fiasco del Note 7 podría ser Google con su Pixel y Pixel XL, ahora que ya han empezado a venderlos. Como decía Ben Bajarin, analista de Creative Strategies, en declaraciones a la BBC:

“Desde la perspectiva de Google el momento no podría haber sido mejor para ellos, ya que básicamente, están tratando de competir en el mismo sector que Apple y Samsung.

Ahora, con este tema en torno a Samsung y con varias preguntas alrededor de la marca y del producto en sí, podría ayudar a Google. Pero creo que el mayor beneficiario será Apple. Si había gente dudando en obtener o no un iPhone 7 Plus, por ejemplo, que es más o menos el mismo rango de tamaño que los Note 7, este caso hará que el gran beneficiando sea Apple y las acciones de Apple, simplemente porque el iPhone 7 Plus es un producto competitivo con una marca que ya está bastante establecida entre los consumidores.” 

Unos pierden y otros ganan

Samsung Electronics registró una bajada del 8% al cierre de la bolsa en Seúl, dejando unas perdidas que rondan los 17.000 millones de dólares, su mayor caída porcentual diaria desde el año 2008. Aunque peor ha sido en Londres, donde a media jornada se desplomaba un 9,5%.

Apple se beneficia del fiasco del Samsung Galaxy Note 7

Mientras tanto Apple ha estado cerrando días con subidas del 1,9%, lo que supone que las acciones de Apple se sitúen en un valor de 116,05 dólares por acción, esto quiere decir que Apple acaba de alcanzar su valor más alto este año. Además la californiana están trabajando con valores no vistos desde diciembre de 2015, sus acciones se han incrementado en un 20% en los últimos tres meses; esto se debe a tres razones.

La primera es que la caída de ventas de Apple no fue todo lo pronunciada como se anunciaba. La segunda es que el iPhone 7 ha supuesto una inyección de optimismo en las ventas del tope de gama de los de Cupertino. Y tres y uno de los más importantes, el Note 7 y sus problemas ha provocado la migración de multitud de usuarios a los dispositivos de la manzanita mordida. Desde el 7 de septiembre, fecha de la presentación del iPhone 7 y el iPhone 7 Plus, los títulos de la firma acumulan una ganancia del 7,5%, mientras que en lo que va de año ha incrementado su valor en un 12,5%.

Esto nos deja con dos generaciones sin Note, al menos en España

El Samsung Galaxy Note 5 fue un magnifico terminal, y os lo dice un ex-usuario de uno de ellos, una pantalla sorprendentemente buena. Una batería que no está nada mal, un diseño que lo hace destacar por encima de muchos, y todo esto junto al S-Pen hace que la familia Note del Samsung es una de las más útiles y valoradas del mercado.

El S-Pen hace que los dispositivos de la familia Note sean especial, debido principalmente a que no existe competencia alguna en el el mercado. La posibilidad de recortar capturas, escribir cómodamente, realizar dibujos y bocetos, tomar apuntes (incluso con la pantalla apagada), y todo esto hacerlo mediante un lápiz de la manera más cómoda y natural posible; hace que los terminales de la familia Note de Samsung sean únicos, literalmente.

Samsung Galaxy Note 4, Note 5 y Note 7

Debido a estudios de mercado, Samsung pensó que el Note 5 no sería bien acogido en Europa, por lo que el Note 5 no llegó a España de manera oficial. El Note 6 no ha existido nunca, ya que Samsung se saltó esta generación para ‘igualar’ a los dispositivos rivales como el iPhone y como el S7 y S7 Edge de su propia casa. Y debido a los problemas del Samsung Galaxy Note 7, serían dos las generaciones, sin contar la no existencia del Note 6, de Galaxy Note que no llegan a España. Si queremos disfrutar de un Note de Samsung, deberemos remontarnos al Note 4, ya que si se vende de manera oficial en España. Aunque si rascáis un poco en Amazon, eBay o páginas de compra-venta de segunda mano, seguro que encontráis el Note 5 a un muy buen precio.

Y ahora… ¿qué pasará con la familia Galaxy Note?

Samsung no ha dado muchos detalles respecto a que pasará con el Note 7, pero lo podemos dar por muerto. Los rumores apuntan a que el Note 7 ha sido el último descendiente de la familia Note. Lo más razonable es que Samsung de por muerta la familia Note, pero no a los phablets con S-Pen; de tal manera que daría paso a una nueva generación de ‘Notes’ bajo otro nombre, así se librarían de la mala fama que se ha ganado la familia Galaxy Note. Como se suele decir: muerto el perro, se acabó la rabia.

Samsung Galaxy Note 7

Los rumores apuntan a que Samsung se ha puesto las pilas y ya trabaja en su nueva y única familia tope de gama para presentarla en el MWC 2017. Según varios rumores durante este MWC Samsung presentaría el Samsung Galaxy S8 y S8 Edge, como era de esperar, pero además nos sorprendería con un dispositivo denominado Samsung Galaxy S8 Pro, el cual sería un Note camuflado bajo el nombre de la familia de dispositivos que sigue reinando en el mercado.

Por lo que parece que los Notes no habrían muerto, solo estaban de parranda. Esto supondría un gran cambio para Samsung y la familia Galaxy S. Puesto que el Samsung Galaxy Note 7 ha dejado un nicho de mercado, que de momento nadie lo ha ocupado, es una inteligente estrategia la que se rumorea hará Samsung. Esto supone que Samsung ‘solo’ tendría una única familia de dispositivos tope de gama, la cual se renovaría cada MWC. Además los rumores afirman que Samsung rescatará el escáner de iris, añadiendo más funcionalidades y compatibilidad con distintas aplicaciones en toda la nueva y futurible familia Galaxy S8. Esperemos que Samsung haga las cosas bien y realmente nos sorprendan.

Pese a todos los problemas sigue habiendo un millón de personas con el Note 7 en sus bolsillos

Samsung ha reiterado varias veces a los usuarios del Samsung Galaxy Note 7 que lo devuelvan lo más pronto posible, pero hay unos cuantos que aún no lo han devuelto; más o menos un millón de personas. Según unas estadísticas realizadas por Korea Joongang Daily, más de un millón de usuarios del Note 7 aún no lo han devuelto ni tienen pensado hacerlo. Nos cuentan el caso particular de un hombre de 43 años, el cual se niega devolver el dispositivo debido a lo útil que le resulta el dispositivo para su trabajo. Aunque admite que está interesado en el Galaxy S8 cuando salga.

Samsung Galaxy Note 7

Distintos proveedores de servicios móviles han revelado estadísticas en las cuales menos de un 10% de los propietarios del Note 7 los han devuelto. Los usuarios se oponen a devolver el Note 7, ya que afirman es un magnifico terminal. A pesar de los problemas, Samsung está intentado que los poseedores de un Samsung Galaxy Note 7 lo devuelvan o lo cambien por el S7 o S7 Edge, aunque eso no es del todo cierto, como ya leeréis una líneas más abajo.

Samsung la ha cagado, pero no tiene intención de solucionarlo

Se podría decir que es uno de los mayores, sino el mayor, fiasco en la historia Android. Pese a que la surcoreana es una de las empresas que más parte del mercado tiene, con su consiguiente poder, no quiere hacer las cosas bien y no se hará cargado de los daños causados por los problemas del Note 7. De hecho, el diario The Guardian nos cuenta tres testimonios de propietarios de un Note 7, a los cuales Samsung se niega a pagarles los daños causados. 

Casa quemada por culpa de un Samsung Galaxy Note 7

John Barwick de Marion, Illinois, estaba en la cama, el 8 de septiembre, cuando el dispositivo de su esposa Joni explotó en la mesita de noche […]

“Me dijeron que no iban a pagar los costos de reemplazo de cualquier artículo dañado. Preguntamos sobre nuestra alfombra reemplazada […] Les enviamos fotos”, dijo. En lugar de ello, Samsung ofreció pagar el valor depreciado de los artículos.

Wesley Hartzog, de Carolina del Sur, ha sido una de las personas más afectadas por haber comprado un Note 7. Por culpa de su Note 7 su casa se quemó, y aunque Samsung se comprometió a pagarle un hotel y las comidas, al día siguiente el seguro Fire & Marine de Samsung le comentó que esto no sería posible. Hartzog afirma que sintió que esto era poco profesional. Tras un mes sigue sin poder volver a su casa, y Samsung no se ha hecho responsable de nada.

Otro caso es el de un usuario que simplemente ha sido ignorado por Samsung. La surcoreana prometió acudir a casa del usuario a inspeccionar el terminal, pero esto nunca ocurrió, afirma el propietario del Samsung Galaxy Note 7. Además el propietario afirma que Samsung solo estaba interesada en recuperar el terminal calcinado, y en cuanto les dijo que entregaría el terminal a la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo (CPSC), Samsung terminó las conversaciones con el propietario.

Samsung Galaxy Note 7 en expositor

Otro caso bastante cercano es el de Sergi G., un usuario español del Note 7 el cual aún a día de hoy no ha podido cambiar su Note. En una entrevista realizada por Gizmodo en Español, Sergi afirma que realizó la pre-compra confiando en Samsung. En cuando vió que los terminales empezaban a explotar decidió cambiar el dispositivo, confiando en Samsung, por uno ‘libre’ de problemas, y tras ver que estos también explotaban decidió acogerse al cambio por un Galaxy S7 Edge, confiando en Samsung una vez más. Sergi comenta que ahora Samsung España no cambia los Note por los S7/S7 Edge, solo realiza reembolsos; y para poder hacer el reembolso tiene que llamar al 902, un número de pago. En palabras de Sergi: “Es una vergüenza.”

Desde Samsung España confirman que ya no hacen cambios, que únicamente realizan reembolsos; algo que pone en  entre dicho las palabras de la propia empresa y que no lo han avisado.

Samsung Galaxy Note 7

A todo esto hay que añadir que Samsung también se niega a devolver el dinero de los complementos, como las gafas VR, fundas, carcasas, etc. Sin duda alguna esta es la peor manera de resolver el problema, y claro está que así no se fideliza al cliente. Si Samsung realmente quiere mantener una buena imagen debería empezar a hacer las cosas bien. 

Pero no todo es malo, los memes y burlas sobre el Note 7 son muchas y muy buenas

Como era de esperar las memes del Note 7 han sido muchas, muchísimas de hecho. A Internet le gusta reírse de muchas cosas, y las explosiones de los terminales de Samsung es una de ellas. Es increíble ver como la gente tiene tanta creatividad a la hora de hacer estas memes. Nosotros os dejamos con unas cuantas que nos han parecido graciosas, pero hay muchas, muchas más:

Los memes han sido tales que un usuario de GTA 5 creó un mod en donde los explosivos plásticos (C4) tenían la forma del Samsung Galaxy Note 7. Incluso el actual presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, se ha reído de los smartphones que explotan, refiriéndose como no al Galaxy Note 7. Os dejamos ambos ejemplos a continuación:

El Note 7 está ‘ensuciando’ la reputación de Samsung

Samsung Galaxy Note 7

Si eres un entendido del tema o un verdadero geek de la tecnología te será fácil saber que el único dispositivo afectado por el problema de las ‘explosiones’ es el Samsung Galaxy Note 7. Sin embargo una persona de a pie, o lo que viene siendo un mortal, se quedará con la justa información: los móviles Samsung explotan. Lo cual supondrá un gran problema para la venta de dispositivos Samsung, ya que la gente que desconoce del tema sabe lo justo y poco se informa.

Conclusión

Para empezar las prisas de Samsung por lanzar el Note 7 antes que el iPhone pudieron influir en haber lanzado un terminal no del todo terminado, con los consiguientes problemas. Una vez más las ansias de ganar a Apple llevaron a Samsung a cometer errores, ya que lo más razonable tras los primeros incidentes hubiera sido parar la producción e investigar los motivos. Hubiera sido una solución más lógica y efectiva, para poco después lanzar el terminal con los fallos corregidos y habiendo sido testado.

Pero como se suele decir, al pasado pisado. Lo hecho hecho está, y lo normal sería hacerse cargo de todos los problemas causados por el Note 7, pero tampoco. Si de verdad Samsung quiere salir bien parada debería dar la cara y hacerse cargo de todos los daños que su explosivo teléfono provoco. Intentar ocultar los problemas que ocasionó su terminal únicamente haré que los usuarios desconfíen de la marca. 

Samsung debería dar la cara y afrontar las responsabilidad y no intentar encubrir todos sus problemas. La correcta respuesta, en mi opinión, sería un comunicado oficial y en vídeo por parte del más alto directivo de Samsung Mobile. De igual manera ‘matar’ la familia Note no sería la respuesta más acertada.

La manera en la que ha reaccionado Samsung ha sido una de las peores que podía haber hecho, y si su intensión es fidelizar al cliente, desde luego que no lo está haciendo bien. 

¿Y tú qué opinas de todo el tema del Samsung Galaxy Note 7? ¿Cuales crees que han sido los fallos de Samsung? ¿Cómo crees que debería haber reaccionado? ¿Qué crees que pasará con la familia Galaxy Note? Esperamos tu respuesta. 

¿Qué te parece este post?

😍

0

😂

0

😕

0

😢

0

😡

0